New to Nutbox?

Un Padre sin igual

13 comments

jesusjacr
68
2 months agoSteemit6 min read

Antes que nada quiero felicitar a todos esos padres que día a día luchan por el bienestar de sus hijos de forma honrada, esforzándose por enseñarles los principios morales de la vida y brindarles una educación adecuada para un futuro provechoso, a todos ellos: Feliz día!!


Muchos dirán que tienen o tuvieron el mejor padre del mundo, otros dirán todo lo contrario (que tuvieron el peor), pero algunos como yo tal vez no puedan opinar sobre aquel que les engendró porque nunca le conocieron, las razones pueden variar pero en mi caso fue debido a que falleció cuando solo tenía 10 meses de nacido.

Pocas veces me gusta hablar sobre mi vida privada, pero creo que esta vez vale la pena por ser hoy un día especial, así que quiero presentarte al mejor Padre de todos y no como algo que repito porque lo escuche de otros sino como algo que he experimentado en mi vida durante estos casi 37 años que llevo transitándola.

Pixabay
bandera.png
¿PODRÍAS EXTRAÑAR A QUIEN NO CONOCISTES?

Es difícil extrañar a alguien que nunca has conocido, el impacto que causó la muerte de mi padre en la familia fue profundo en todos los ámbitos, éramos 7 hermanos y el mayor de ellos solo tenía 12 años, el menor yo de 10 meses de edad. Mi madre quedó sola pues no hubo un apoyo del resto de la familia. Nuestro estado económico pues demás esta decir lo que cualquiera puede deducir, pasamos a pobreza extrema.

Debió ser duro para mi madre, pero yo... un niño (desde mis memorias) inocentemente feliz con lo que tenía en la vida, el amor de mi madre y la alegría de jugar con mis hermanos, para mi era suficiente para ser feliz, nunca me preocupé de donde vendría el alimento (no es algo en lo que los niños piensen) y pues nunca faltó.

Supe desde siempre la historia de mi padre y que había fallecido, pero no puedes sentir una historia que no has vivido, para mi solo era una persona mas, como si me contasen la historia de Simón Bolívar o la de cualquier otra persona, en cualquier caso no podía extrañar a quien no estaba.

bandera.png
SINTIENDO UN VACÍO

Pero vamos creciendo y en el proceso observamos la condición de los demás y comenzamos a hacernos preguntas. Tal vez tendría algunos 12 años cuando comencé a mirar que mis compañeros del colegio se jactaban sobre las experiencias que vivían con sus padres, cómo les daban regalos y los cuidaban, notar eso fue lo que me hizo sentir que tal vez algo me faltaba.

¿Dónde está mi padre? ¿Por qué se me quitó el privilegio de conocerle y disfrutar de él? ¿Qué tan distinta hubiera sido mi vida si no hubiese fallecido? ¿hubiera sido mejor?. Preguntas como esas comenzaron a torturarme día tras día como algo que no podía sacar de mi mente.

Y cuando menos lo pensaba ahí estaba yo, molesto con Dios porque a mi parecer había sido injusto conmigo y con mucha rabia en mi corazón me atrevía a reprocharle todo lo que estaba sintiendo y pensando. Fue entonces cuando Dios habló a mi entendimiento, si, es la forma como Dios habla, haciéndote entender.

Y vinieron a mi mente las memorias de mi infancia, aquella en la que siempre estaba feliz y sonriendo, en la que a pesar de las trágicas circunstancias nunca faltó alimento, ropa o salud. Fue entonces cuando pude entender que no estaba del todo huérfano pues siempre había existido ese Padre para mí, solo que yo no lo había notado. Dios estaba supliendo ese papel en mi vida.

bandera.png
UN AMOR INCONDICIONAL

Después de entender aquello tuve que bajar la mirada y reconocer mi ingratitud, podemos leer en las escrituras lo grande que es el amor de Dios para la humanidad y cómo se presenta en la condición de Padre con un amor incondicional, aunque vemos a diario las cosas que hizo para que tengamos bienestar no les prestamos atención porque son parte de la naturaleza y todos disfrutan de estas cosas por igual.

Pero cuando revisas tu vida desde lo mas público hasta lo más intimo de tu ser y puedes notar sus huellas te das cuenta que siempre está ahí incluso cuando tu no se lo pides, o peor aun, cuando somos malos hijos.

bandera.png
UN CAMBIO EN LA FORMA DE VER LA VIDA

Mi vida cambió en muchos aspectos ya que desde entonces comencé a tenerle más en cuenta pensando en lo mal que debió sentirse cuando hacía tantas cosas por mí mientras yo ignoraba su existencia. Han pasado muchos años desde entonces y he tenido el privilegio de engendrar dos hermosas hijas para poder experimentar la experiencia de ser padre, pero además la vida ha querido que tenga a mi cargo una niña huérfana que ha perdido a su padre siendo ella una niña (mi sobrina) .


image.png
Yo junto a mis dos hijas y mi sobrina (la mas grande de todas)

Podría decir que no se hacerlo bien como padre pues nunca tuve uno del cual aprender, pero esto sería una mentira sin fundamento. Así que intento imitar a Dios en su forma de amarnos como hijos, y supongo que la felicidad que expresan las niñas puede dar testimonio de que las cosas marchan bien.

image.png

La vida no nos da un manual de como ser padres y a veces queremos hacer las cosas intentando imitar al que es o fue nuestro padre, sin embargo en el proceso podemos imitar cosas malas que pueden terminar perjudicando a nuestros hijos e incluso a nosotros mismos.

Pienso que el Padre perfecto es Dios, en tal sentido si queremos imitar a alguien o intentar ser buenos padres deberíamos imitarle a Él, pero esto solo es posible si podemos conocerle.

Mi vida hubiese tenido un rumbo totalmente diferente y quizás muy malo si no hubiera sido consiente de esta realidad.

Hoy me sobra mucho amor para mis hijas y puedo ver cómo he logrado tantas cosas en mi vida gracias a que ese Padre sin igual ha estado siempre ahí a pesar de mis errores.

¡GRACIAS DIOS, POR SER MI PADRE SIN IGUAL!

firma general.png

Las imágenes cuya fuente no ha sido citada son de mi autoría


Comments

Sort byBest